LA LEYENDA DEL CETME

Un fusil de asalto legendario

Fusil de Asalto CETME: 1945, la Segunda Guerra Mundial esta apunto de acabar, los científicos alemanes del proyecto MP-44/Sgt-44 huyen y se refugian en España, para no ser capturados por los rusos o los norteamericanos. En España gobierna el Generalísimo Francisco Franco, éste encarga a los científicos españoles y alemanes la creación de un fusil de asalto. Tendrá que ser efectivo a 1000 metros, este proyecto acabara en el famoso fusil CETME.

El fusil CETME A2 fue el primero es ser medianamente adoptado por las fuerzas del ejército. Usado en la Guerra del Ifni (1957-1958) se usó en pequeñas cantidades y aun convivía con los fusiles de cerrojo Mauser de 1943. Estos fusiles adoptan el cartucho 7,62×51 CETME y OTAN, dándole mucha potencia de fuego.

En 1958, seis años después de fabricar la primera versión, aparece el CETME “B”, éste mejora la cadencia de fuego, precisión y puede lanzar granadas. Además este fusil contara con la colaboración de la empresa alemana Heckler & Koch, que ha iniciado el proyecto del G-3

CETME C (foto de arriba), el famoso “Chopo” llegó en 1964 a las fuerzas armadas españolas, con gran robustez y fiabilidad, es uno de los mejores fusiles de asalto del mundo en aquella época. Esta excelente arma fue adoptada en los tres ejercitos hasta los años 80, cuando se comienza a experimentar y fabricar modelos fabricados en diferentes componentes de plastico. El CETME C es sin duda la mejor versión de este arma. Los cargadores eran rectos de 20 a 30 cartuchos.

Cuando en los años 80 llegó la serie de CETME L, los militares tuvieron bastante quejas sobre el nuevo fusil. Su munición dejaba mucho residuo en el arma, lo que provocaba atascos y se hicieran burlas con las siglas CETME “Cada Esquina Tiene Mierda Escondida”. Aunque se intento mejorar este arma, que ya no tenía el calibre 7,62mm si no el 5,45mm. Fue un rotundo fracaso, estuvo en activo hasta 1999, cuando todas las versiones fueron sustituidas por el nuego G-36 alemán, activo hoy día.

Así acaba la historia de este gran fusil, aunque hoy día se sigue utilizando para el entrenamiento de tropas y de la policía, además de participar en los desfiles militares realizados por España.

El dictador Francisco Franco en la presentación del Cetme B
El dictador Francisco Franco en la presentación del Cetme B

Únete gratis a y podrás

  • Seguir a otros usuarios
  • Escribir artículos
  • Comentar artículos
  • Mas información
Registrate/Accede No, gracias